Una exposición recorre 40 años de historia de la arqueología española a través de imágenes

22/10/15 .- http://www.dicyt.com/noticias

Una exposición recorre 40 años de historia de la arqueología española a través de imágenes

La muestra se articula en torno a las fotografías tomadas por José Latova entre 1975 y 2014 y se podrá ver hasta el mes de marzo en la Sala de Exposiciones Temporales del MEH de forma gratuita


El Museo de la Evolución Humana (MEH), dependiente de la Junta de Castilla y León, acogerá hasta el próximo mes de marzo la exposición ‘José Latova. Cuarenta años de Fotografía Arqueológica Española. 1975-2014’, un homenaje a la labor de la fotografía arqueológica de los últimos años en nuestro país a través de una de sus figuras más representativas: José Latova.

La muestra ha sido inaugurada hoy por el director científico del MEH, Juan Luis Arsuaga, junto con Agustín de la Casa, comisario de la exposición y José Latova, autor de las fotografías que se exponen, y ha sido realizada en colaboración con el Museo Arqueológico Regional de la Comunidad de Madrid.

La exposición plantea una reflexión sobre el papel que ocupa la fotografía arqueológica y su desarrollo en España como uno de los medios más eficaces de documentación de los últimos cuarenta años. En ella se pueden ver más de cien fotografías, cinco audiovisuales y numerosas publicaciones de Latova, en un recorrido que abarca desde el año 1975 hasta la actualidad.

Latova es uno de los fotógrafos habituales en los proyectos arqueológicos más relevantes de nuestro país. A través de sus materiales logramos, por un lado, documentar y reconstruir todo el proceso referente a una excavación arqueológica (descubrimientos, procesos, trabajos, gentes, técnicas, etc.); y por otro, reconstruir nuestro pasado a través de las historias articuladas por los arqueólogos en base a las fotografías tomadas en esas excavaciones, las cuales evocan un recuerdo que ayuda a imaginar cómo fueron nuestros antepasados y su materialidad social o cómo fueron sus casas, fortificaciones, tumbas, actividades cotidianas, rituales o ceremonias.

La muestra no quiere dejar pasar por alto la faceta más alejada del documentalista en la fotografía de Latova, aunque en convivencia con ella también la de su enorme calidad artística, de la que dan sobrada cuenta muchas de las instantáneas expuestas. De todas ellas se desprende el vigor de lo científico, junto con la pasión por la aventura que encuentra un representante perfecto en su figura. Latova ha aportado a la fotografía arqueológica soluciones técnicas y fotográficas punteras, como el uso de la tecnología digital o de la fotogrametría en 3d, que se aplican en la actualidad en proyectos de investigación del arte rupestre o en el proyecto de excavación de Djehuty, dirigido por José Manuel Galán.

Asimismo, la exposición pretende ser un homenaje a las personas y a las instituciones que entendieron y valoraron el papel de la fotografía en los procesos y resultados arqueológicos, a veces yendo más allá de lo que el cumplimiento de su deber requería, como José Latova, un fotógrafo que ha participado y participa como el primero de los arqueólogos en las excavaciones y en la investigación.

Fotografía y arqueología

La simbiosis entre fotografía y arqueología se hace patente, superando, aunque no desterrando, al dibujo como herramienta tradicional de documentación arqueológica. La re-evolución tecnológica también ha venido a aportar nuevas maneras de registrar y entender la labor arqueológica: sistemas de documentación en video, posicionamiento con Estación total o con GPS de alta resolución, se ven complementados con fotografía tridimensional o escaneado.

La figura de José Latova ha sido una referencia constante en lo que a fotografía y arqueología se refiere en los últimos cuarenta años en nuestro país, abarcando con su cámara toda la geografía española, todos los periodos históricos y cualquier formato en que se manifestasen: trabajo de campo, exposiciones, museos o talleres de restauración. Su compromiso con ambas disciplinas y la comprensión de la relación que las une como documentalista gráfico, ha superado los orígenes analógicos, la fecundidad a costa de la calidad de los años ochenta o la irrupción de las tecnologías de vanguardia.

José Latova ejerció de fotógrafo para la administración desde 1976 hasta 1989. Durante ese tiempo, realizó una valiosísima labor documentando trabajos arqueológicos en yacimientos de toda España y del extranjero, prospecciones arqueológicas submarinas, fondos de numerosos museos arqueológicos para ilustrar exposiciones y publicaciones arqueológicas e inventarios, como el primer inventario nacional de Arte Rupestre.

Noticias relacionadas

Comenta la noticia desde Facebook

Comentarios

No hay comentarios.

Para escribir un comentario es necesario entrar (si ya es usuario registrado) o registrarse